Inicio
San Felipe:

16 de mayo de 2011

Migraña Tratada con Toxina Botulinica

Científicos de la Universidad de Granada han confirmado que la inyección de un anestésico local o de toxina botulínica en una serie de puntos denominados gatillo, situados en la musculatura pericraneal y del cuello, reduce la frecuencia de las crisis de migraña en aquellos pacientes que padecen esta enfermedad. Los investigadores han logrado, además, identificar la ubicación de estos puntos gatillo, cuya activación desencadena crisis de migraña, y la relación de éstos con la duración de la enfermedad y la gravedad de las crisis. Este trabajo exploro sujetos sanos y pacientes diagnosticados de migraña y comprobaron las diferencias en la existencia o no de puntos gatillo y su localización. Así, vieron que los puntos gatillo aparecen en un 94% de pacientes con migraña y en un 25% de sujetos sanos. Las localizaciones de los puntos gatillo más habituales fueron la zona temporal anterior y la suboccipital, ambas a nivel bilateral de la cabeza. Además, encontraron una correlación positiva entre el número de puntos que presenta el paciente con el número de crisis mensuales y los años de la enfermedad. Posteriormente realizaron otro estudio con 52 pacientes migrañosos, refractarios a los tratamientos farmacológicos habituales, a quienes se les infiltró subcutáneamente 1 ml de anestésico local en aquellos puntos durante tres meses semanalmente. Esto provocó una disminución en la frecuencia de crisis superior o igual al 50% respecto al periodo basal en un 18% de pacientes.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Comentarios Recientes

Formulario solo para Consultas

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Frases Saludables

Total de Visitas